Carta de lectores

"No están despidiendo ñoquis, están despidiendo trabajadores y trabajadoras"

"No están despidiendo ñoquis, están despidiendo trabajadores y trabajadoras"

"Ayer último día hábil de marzo nos avisaron, a mí y a 5 compañerxs trabajadores del PN Lanin que el próximo día hábil no nos teníamos que presentar a trabajar porque ya no formábamos para ellos parte de la institución, y digo para ellos, porque no tienen ni idea de lo que es ser parquerx, no tienen ni idea que eso va mucho más allá de sus decisiones.
Desde que empecé a estudiar, mi vida profesional estuvo marcada por las áreas protegidas, hice mi tesina, trabajé como guia en 3 de los 55 parques nacionales que tenemos, hice voluntariados, capacite compañerxs a través de los cursos que doy, y final y felizmente hace 2 años pase a ser parte de la familia parquera. Me formé siempre con este objetivo, creo profundamente en mi laburo y en el de mis compañeros, y en un estado presente que cuide, conserve, custodie, controle, acompañe, facilite, difunda, planifique, asesore, entre otras miles de tareas que llevamos adelante lxs trabajadores de la conservación a lo largo y ancho del país en las 55 áreas protegidas que tenemos.

Ya se que puedo conseguir otro trabajo (aun en este momento del infierno) aquí o en otro país del mundo, no me interesa y no quiero, AMO este TRABAJO, estoy orgullosa de la institución de la que formó parte, de mis compañerxs, de las políticas públicas que llevamos adelante, de la pasión con la que lo hacemos todo.

La historia personal no es lo importante en este contexto de miles de historias personales que se están convirtiendo en un infierno por la crueldad de esta gente, solo viene a ilustrar un poco de lo que somos, ayer las 6 personas que nos quedamos sin trabajo, son trabajadores profesionales con entre 19 y 2 años de trayectoria en la APN, cumplimos con creces nuestro horario de trabajo y nuestra efectividad a nivel laboral.

En tiempos de posverdad, aquí no hay ninguna verdad, NO están despidiendo ñoquis, están despidiendo trabajadores y trabajadoras completamente comprometidxs con su trabajo, altamente especializadxs para las tarea que realizan, completamente convencidas de que son agentes de estado con la tarea de indelegable del estado de garantizar derechos, y en este caso, además trabajamos muchas veces fuera de sus horarios y días de trabajo, lejos de sus casas porque de eso se trata su laburo y les encanta. Quieren datos? tienen toda nuestra efectividad en sistemas, pueden contar salidas de campos, días de trabajo, horas extras, documentos, todo. No es tan difícil saber quien trabaja menos o más, todo el mundo lo sabe, sino no hubiese habido tantos compañerxs trabajando sin parar mientras esperábamos los nombres de los despedidos, todxs con miedo a que mañana sean ellxs. Pero no es tiempo de luchas individuales, ni historias personales, es tiempo de construcción colectiva y comunitaria, es con otrxs la salida a tanta crueldad.

No somos trabajadores estatales porque no nos queda otra, o porque supuestamente te da estabilidad (no existe, somos el ejemplo), o porque tenemos un sueldo asegurado a fin de mes o porque tenemos obra social, o por todas las otras mentiras que enuncia este gobierno, los medios o quienes descreen de nuestro trabajo, lo hacemos con la firme convicción y el deseo de transformar la realidad de las comunidades donde vivimos, mejorarle la vida a alguien o alguna de todas las especies con las que intersomos, porque creemos que un estado presente es el único camino para una patria libre, justa y soberana.

De lxs 6 trabajadores echadxs, 5 tenemos militancia sindical (1 es delegadx), 3 formamos parte del espacio de géneros y diversidades del parque y trabajamos fuertisimo en buscar despatriarcalizar la institución para trabajar y habitar espacios libres de violencias, la mayoría vemos el mundo que queremos de una manera similar, y militamos dentro y fuera, en todos los espacios de nuestras vidas. TODOS somos buenos compañeros, y sobre todo excelentes, formados y experimentados trabajadores. Igual vinieron por nosotros.

Yendo a lo verdaderamente importante, están desmantelando una institución de 120 años de conservación, que es orgullo e insignia en el mundo, iniciaron una ola de 78 despidos en 55 áreas protegidas y piensan llegar a 350 en junio, dejando solo el 45% de la planta en diciembre. Somos 2200 trabajadores a lo largo de todo el país, trabajamos en 55 áreas protegidas, custodiamos 18.000.000 millones de hectáreas, 1 trabajador cada 8000 hs. La UICN recomienda 1 agente cada 2000, es decir llegamos solo al 25% de lo recomendado, pero no vienen solo por eso, vienen por TODO.

Si solo les preocupa la reducción del déficit fiscal y un estado eficiente, no hubieran venido por ninguno de nosotrxs. Vienen por nuestros bienes comunes, por sus negocios, por la explotación de recursos como les gusta decir y por la teoría del derrame. Si algo les importara no vendrían por una institución que funciona, por trabajadores comprometidos, por la educación ambiental, la comunicación y el uso público.

Ayer un compañero dijo en asamblea, ellos volvieron a los 90 y nosotros no, y vamos a volver solo para reivindicar la lucha de esxs parquerxs, para reincorporar a cada compañerx, a esos que están solxs en áreas protegidas pequeñas, de esas que según ellos nos generan recursos económicos, pero que bien sabemos custodian el patrimonio de todas, todos y todes les argentinxs, y del mundo entero. En parques nacionales NO sobra nadie, quienes conocen la institución saben que faltan compañerxs.

Personalmente seguiré luchando con mis compañerxs y seguiré aportando a la conservación de Miles de años de coevolución de especies, incluidos nosotrxs, cada día en cada lugar, hasta que todo sea como lo soñamos en este maravillo país".

Belén Roca, trabajadora del Parque Nacional Lanín

Te puede interesar
Últimas noticias
Se conoció la millonaria cifra que dejará la serie que filma La China Suárez en San Martín de los Andes

"La Bastarda"

Se conoció la millonaria cifra que dejará la serie que filma La China Suárez en San Martín de los Andes